¿El termostato Nest no puede conectarse a WIFI? ¡Prueba estas 5 soluciones!

Tu Termostato nido puede casi hacerlo todo! ¡Mantiene su hogar a la temperatura perfecta día y noche gracias a sus capacidades WIFI y la capacidad de controlar el dispositivo con su aplicación Google Home desde cualquier lugar y en cualquier momento! Por supuesto, también tiene otras características especiales, pero seamos honestos, si su hogar no tiene la temperatura adecuada, todo lo demás no parece importar tanto.

Conectarse a WIFI debería ser súper simple, puede seleccionar fácilmente su red preferida en la configuración de red en el propio Nest, ingresar su contraseña y ¡disfrutar! pero si tu Nido no se puede conectar a WIFI, no se preocupe, tenemos cinco problemas comunes que enfrentan las personas y las soluciones fáciles para resolverlos.

Verifique si su red o enrutador no son compatibles

Le recomendamos que antes de continuar con los siguientes cuatro pasos, se tome un momento para asegurarse de que su tipo de red y modelo de enrutador sean compatibles con el termostato Nest de Google. Afortunadamente, Google ha organizado una lista para que sea sencillo averiguar si su sistema de Internet funcionará o no con Nest.

Compruebe si hay interferencia

¡Este problema es extremadamente común y existen varias soluciones que puede probar fácilmente!

  • Nest puede tardar unos minutos en encontrar la red: la paciencia es clave para esta solución simple; es posible que solo tengas que esperar. El Nest, especialmente si vives en un complejo de apartamentos o en cualquier lugar con varias opciones de WIFI, puede tardar unos minutos en encontrar la red que estás buscando. ¡Podría ser tan fácil como esperar a verlo aparecer!
  • Es posible que su red esté oculta: si no está seguro de cómo se configuró su red, es posible que se haya configurado como “sin transmisión”, lo que significa que no aparecerá en dispositivos externos. Para solucionar este problema, simplemente abra la configuración de red y opte por escribir el nombre de su red.
  • Compruebe si hay interferencias: ¡los enrutadores domésticos modernos no son tan sofisticados como podría pensar! De hecho, sus longitudes de onda tienen dificultades para viajar a través de paredes gruesas de adobe o concreto. ¡Incluso pueden verse afectados por monitores de bebés y microondas! Para solucionar este problema, simplemente asegúrese de que la línea del enrutador al Nest esté despejada.

Reinicie el enrutador y el termostato

Ahora, si ha seguido los pasos uno y dos y aún no puede obtener su Nido para conectarse a WIFI, ya es hora de reiniciar a la antigua. ¡Incluso con todos los avances tecnológicos, la táctica comprobada de apagar y volver a encender el dispositivo sigue funcionando! Para este problema, recomendamos reiniciar tanto el enrutador como el termostato Nest.

  • Reinicie el enrutador: no se necesita experiencia técnica para reiniciar su enrutador, simplemente desconecte el dispositivo y déjelo apagado durante al menos treinta segundos antes de volver a enchufarlo. Déle unos minutos para reiniciar.
  • Reiniciar el termostato: ¡Reiniciar el termostato Nest es aún más fácil! Simplemente haga clic en su termostato y vaya a “Configuración”, luego seleccione “Reiniciar” y ¡listo!

Después de que ambos se hayan reiniciado y les haya dado un minuto para reagruparse, ¡debería poder conectarse a su WIFI en el Nest sin problemas!

Prueba el WIFI en tu teléfono

Si aún no puede ver su red inalámbrica en el Nido, puede que no sea el termostato el culpable. Para asegurarse de que su WIFI funciona correctamente, debe probarlo en otro dispositivo, y como probablemente tenga su teléfono inteligente en la mano, probablemente sea la opción más rápida.

Simplemente encienda la conectividad WIFI en el teléfono para ver si aparece su red y si puede conectarse. Si no puede, y ya verificó si hay interferencias, reinició su enrutador y se aseguró de que la red no esté oculta, deberá comunicarse con su proveedor de servicios de Internet para averiguar cuál es el problema.

Si se conecta, existe la posibilidad de que su WIFI simplemente no sea lo suficientemente fuerte como para conectarse a otro dispositivo. En este caso, es posible que deba invertir en una sistema WIFI de malla que aumenta su ancho de banda y permite la conexión de más dispositivos.

Actualizar el software

Las actualizaciones se recomiendan comúnmente para dispositivos y aplicaciones inteligentes, pero generalmente simplemente presionamos saltar en lugar de actualizar. Si aún tiene problemas para conectarse a WIFI, verifique el propio Nest y su aplicación Google Home para ver si hay actualizaciones disponibles y, de ser así, ¡simplemente actívelas!

Si no está seguro de cómo actualizar, puede seguir estos instrucciones simples de Google.

Pensamientos finales

Debería estar claro ahora qué podría estar mal con su Termostato nido si no se conecta automáticamente a su WIFI y, lo que es más importante, ¡qué puede hacer para solucionarlo!

Recuerda que Google tiene increíbles páginas de soporte que pueden ayudarte literalmente con cualquier problema, así que si estas cinco soluciones no resolvieron tu problema, puedes acceder a esta página para obtener aún más trucos del oficio.

Deja un comentario